Miles de cuentas hackeadas de Disney+, en venta

Menos de una hora había pasado luego del lanzamiento del servicio de streaming de video Disney+, cuando cibercriminales comenzaron a ofrecer cuentas robadas de usuarios a través de internet.

Muchas de ellas ahora se ofrecen de forma gratuita en foros de piratería, o están disponibles para la venta a precios que van de tres a 11 dólares.

El servicio de transmisión de video Disney+ se lanzó la semana pasada, el 12 de noviembre. Aunque está disponible sólo en EU, Canadá y Países Bajos, ya ha acumulado más de 10 millones de clientes en sus primeras 24 horas. Muchos las ven en países como México a través de una VPN.

El lanzamiento de Disney+ se vio empañado por problemas técnicos. Muchos usuarios informaron que no pudieron transmitir sus películas y programas favoritos. Pero oculto en la avalancha de quejas sobre problemas técnicos había un flujo menor de usuarios que informaban haber perdido el acceso a sus cuentas.

Muchos informaron que los piratas informáticos estaban accediendo a sus cuentas, cerrándolas de todos los dispositivos y luego cambiando el correo electrónico y la contraseña, asumiendo el control de la cuenta y bloqueando al propietario anterior.

Esto sugiere que, en algunos casos, los criminales obtuvieron acceso a las cuentas mediante el uso de combinaciones de correo electrónico y contraseña filtradas en otros sitios, mientras que en otros casos las credenciales de Disney+ podrían haberse obtenido de usuarios infectados con el registro de teclas o el malware que roba información.

 

Comercio ilegal

La velocidad a la que los hackers se han movilizado para monetizar las cuentas de Disney+ es asombrosa. Las cuentas se pusieron a la venta en foros de piratería en cuestión de minutos después del lanzamiento del servicio.

Los foros de piratería se han inundado de cuentas de Disney+, con anuncios que ofrecen acceso a miles de credenciales de cuenta.

Los precios van de tres dólares por cuenta a tanto como 11, que, por cierto, es más de lo que cuesta una cuenta legítima de Disney+, que es de siete dólares.