¿Cómo los impuestos pueden afectar (mal) a la inclusión digital?

 La GSMA anunció las conclusiones de su reporte más reciente, sobre los “Impuestos a la conectividad móvil en América Latina: Análisis de los impuestos específicos al sector móvil y su impacto en la inclusión digital”, donde se presenta el panorama del régimen tributario y las tasas aplicadas al sector móvil y su impacto en la asequibilidad de los servicios móviles y las inversiones en América Latina.

impuestos tasas dólaresEntre las conclusiones, el estudio reconoce la necesidad que tienen los gobiernos de lograr un equilibrio entre los objetivos de maximizar la recaudación fiscal y fomentar el crecimiento económico y también analiza cómo la tributación específica sobre el sector móvil puede elevar la barrera de asequibilidad en la región, lo que minaría otros esfuerzos realizados para llegar a una inclusión digital.

Al mismo tiempo, se contempla en el informe cómo un régimen tributario complejo e incierto afecta la capacidad de inversión de los operadores de red en el despliegue de infraestructura, la cual es clave para que los países puedan maximizar los beneficios de la digitalización.

Sebastián Cabello, director regional para América Latina de la GSMA, afirma que “en América Latina, el costo total de propiedad móvil en muchos casos supera el umbral del 5% de los ingresos recomendado por la Comisión sobre la Banda Ancha de las Naciones Unidas”. Considera Cabello que “algunos gobiernos de la región aplican otros impuestos específicos al sector adicionales a los consumidores y los operadores móviles como si este fuera un bien de lujo, lo cual redunda en menor asequibilidad (exclusión al servicio) y tiene un impacto negativo directo en las inversiones”. Hay que recordar que los consumidores pagan impuestos específicos al sector, además del IVA, en 11 de los 20 países analizados.

Cabe mencionar que la industria móvil de América Latina y el Caribe aportó en 2016 más de  260.000 millones de dólares o 5% del PIB de la región a la economía regional. Por otro lado, el sector móvil generó 1,7 millones de puestos de trabajo. Pero, al mismo tiempo, tenemos que en América Latina, solo el 50% de la población está suscripta a un servicio de internet móvil, comparado con más del 65% de la población en Europa y Estados Unidos.

El sector móvil latinoamericano desembolsó, en promedio, un 25 por ciento de sus ingresos en concepto de impuestos y tasas regulatorias en 2016. “Los mercados que tienen altos niveles de impuestos específicos al sector como porcentaje de sus ingresos, suelen tener niveles más bajos de asequibilidad”, explica el informe de la GSMA.

Para todos los países de la región sobre los cuales había información disponible, el costo total de propiedad móvil para la compra de un terminal y un plan de 1GB de datos por mes, es superior al umbral del 5% de los ingresos recomendado por la Comisión sobre la Banda Ancha de las Naciones Unidas.

SiliconWeek ya analizó cómo “unos altos impuestos afectan a los ciudadanos con menores ingresos en la adopción de TIC, lo que, a la larga es perjudicial para el desarrollo y crecimiento de un país”. Puede leer aquí el reportaje El cobro de impuestos VS la reducción de la brecha digital