Carlos Slim sigue entre los más ricos del mundo, aunque cae puestos

Forbes ha publicado su famosa lista en la que se clasifican las mayores fortunas del mundo y destaca que el magnate mexicano de América Móvil, aunque sigue amasando grandes cantidades de dinero, ha quedado en el puesto séptimo, por debajo de lo que tiene al público acostumbrado.

carlos-slim- gstatDe hecho, el mexicano salió del top 5 de la lista por primera vez en 12 años, mientras que el creador de Microsoft, Bill Gates destaca a la cabeza con una fortuna de 86.000 millones de dólares y Marck Zuckerberg se metió por primera vez a los cinco primeros lugares del ranking, concretamente en el quinto.

El mexicano cayó del cuarto al sexto lugar, desde la última clasificación, presentando ahora una fortuna de 54.500 millones de dólares.

Después de Bill Gates, encotnramos a Warren Buffett, con una fortuna de 75.600 millones de dólares; mientras que el creador de Amazon, Jeff Bezos de Amazon destacó por tener mejor año que ninguno al incrementar su fortuna en 27.600  millones de dólares, con lo que se colocó en el tercer lugar entre los multimillonarios. En el cuarto puesto de la lista Forbes está Amancio Ortega, dueño de la cadena española de ropa Inditex, con Zara a la cabeza, con una fortuna de 71. 300 millones de dólares.

Destaca el informe que, de las 2.043 personas que aparecen, tan solo 227 son mujeres: 74 estadounidenses, 28 alemanas y 23 chinas. Por otro lado, Estados Unidos registra el mayor número de multimillonarios en esta lista (565), seguido de China (319), Alemania (114), India (101) y Rusia (96).

En cuanto a Donald Trump, ahora presidente de los Estados Unidos, se calcula que ha perdido 200 millones de dólares y cayó 220 lugares. El uso de sus servicios de hotelería son mucho más altos, pero cabe la posibilidad de que sus detractores prefieran evitar estas lugares de los que el polémico mandatario es dueño.

Sobre Carlos Slim

No hay que olvidar, como publica la misma revista Forbes, que “América Móvil, el principal negocio de Slim, ha perdido inercia en los últimos años debido a las medidas anti monopolio impuestas por la autoridad regulatoria en México, lo que ha obligado a la compañía a escindir activos”. Ahora, esta operadora, casi exclusiva en el país hace muchos años, tiene una dura competencia en el mercado.

Para compensar esa baja, Slim ha reforzado la estrategia en otros sectores, como el inmobiliario, como su Grupo Carso y se ha hecho con el contrato de la construcción del nuevo aeropuerto de Ciudad de México.