Atención CTO: 5 tendencias de datos en 2018

Big DataDatos y almacenamiento

Pasaremos del Big Data al Huge Data y las novedades harán más fácil la gestión de estos datos a pesar de todo, recuerda NetApp a los CTO.

Se acerca un año nuevo en el calendario y, con ello, las predicciones sobre lo que nos depara el mercado. NetApp ha publicado, a este respecto, un informe destinado a los CTO (directores ed tecnología) de las empresas, sobre los “cinco modos en que evolucionarán los datos”. Y es que, dicen desde la empresa que “la trasformación digital es, o debería ser, una pieza central en cualquier estrategia tecnológica empresarial”. Las predicciones son:

NetApplogo1. Los datos se convierten en unos elementos conscientes de sí mismos. Y es que, “a medida que se convierten en unos elementos conscientes de sí mismos e incluso se hacen más diversos de lo que lo son en la actualidad, los metadatos les permitirán  transportarse, categorizarse, analizarse y protegerse por sí mismos de forma proactiva“. Creen desde NetApp que “los datos por sí mismos determinarán quién tiene derecho de acceso a ellos, además del derecho a compartirlos y usarlos, algo que podría tener unas mayores consecuencias en materia de protección externa, privacidad, gobernanza y soberanía”.

2. Las máquinas virtuales se convierten en máquinas de “carpool”. La gestión de unos datos cada vez más distribuidos será más rápida, barata y cómoda usando para ello máquinas virtuales aprovisionadas en infraestructuras de escala web, en vez de máquinas físicas reales. Lo del carpool, lo dice porque compara esto con el hecho de comprar un coche o de usar servicios de transporte compartido como Uber. “El hardware personalizado puede ser caro, pero, para cargas de trabajo intensivas y constantes, podría tener más sentido invertir en una infraestructura física. Una instancia de máquina virtual en el cloud que admita cargas de trabajo variables podría ser comparable a un alquiler: los usuarios pueden acceder a la máquina virtual sin necesidad de ser propietarios o sin necesidad de saber cualquier detalle sobre ella”.

3. La cantidad de información crecerá más rápido que la capacidad para transportarla … Y no pasa nada. Según NetApp, “en vez de trasladar los datos, serán las aplicaciones y los recursos necesarios para procesarlos los que se muevan a al data y esto tendrá algunas consecuencias para las nuevas arquitecturas, como las de nivel local (edge), la esencial (core) y el cloud. En el futuro, la cantidad de información utilizada en la arquitectura esencial será siempre menor de la generada a nivel local, pero esto no ocurrirá de forma accidental y se debe facilitar de forma muy deliberada para garantizar que los datos correctos se retienen para aprovecharlos en las tomas de decisiones posteriores”.

4. La evolución desde el “Big Data” al “Huge Data” exigirá nuevas arquitecturas impulsadas por unidades de estado sólido.  Según el comunicado de prensa, “a medida que se incrementa la demanda para analizar con más rapidez unas cantidades impresionantes de datos, necesitamos trasladar los datos más cerca de la computación”.

5. Emergen mecanismos descentralizados e inmutables para la gestión de los datos. Los mecanismos descentralizados como los del blockchain representan un reto al concepto tradicional de la protección y la gestión de datos. “Como no hay un punto central de control, como un servidor centralizado, es imposible cambiar o eliminar la información en un blockchain y, además, todas las transacciones son irreversibles”, dicen. Los centros de datos actuales y las aplicaciones funcionancon una unidad central de control que gestiona el entorno que tiene a su alrededor. “Los mecanismos inmutables descentralizados para la gestión de datos ofrecerán microservicios que los datos pueden usar para realizar las funciones necesarias. Los microservicios y los datos trabajarán de forma cooperativa, sin un control genera”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor