Alemania vs México… o productividad vs horas en oficina

Cloud

Menos horas de trabajo, más vacaciones, amplios permisos de paternidad y maternidad, prohibición de seguir trabajando al salir de la oficina y una comunicación directa con los jefes hacen de Alemania un país muy productivo.

En el blog del World Economic Forum, Fran Gómez ha querido retomar un estudio de la empresa de TI Knote, que ha elaborado varios estudios sobre productividad, y ha aprovechado para analizar las diferencias entre los entornos laborales alemanes y los mexicanos, donde las personas pasan muchas horas de oficina y tienen muy pocos días de vacaciones disponibles.

alemania mexico productividadY comienza el artículo explicando que “Alemania ha sido considerada un ejemplo a seguir durante los últimos años. Se trata de la economía que se ha mantenido más estable tras el colapso financiero producido en el resto de países europeos. Pero, ¿qué es lo que mueve realmente a este país cuyos trabajadores poseen jornadas laborales de 35 horas semanales (con 24 días de vacaciones pagadas) para ser tan poderoso?”. Cabe recordar en este punto que los mexicanos trabajan en promedio 40 horas (8 horas por 5 días) y tienen 6 días de vacaciones el primer año de trabajo y luego un aumento anual de 2 días hasta llegar a 12.

-El primer asunto que supone una diferencia entre ambos países es que “las horas de trabajo significan horas de trabajo”. Es decir, los empleados en Alemania no pierden tiempo en sus horas de oficina. “No está permitido el uso de Facebook, no está permitido el uso del teléfono móvil para asuntos privados, no está permitido el uso del correo electrónico para temas personales y, por supuesto, no está permitido hablar con el resto de compañeros sobre asuntos ajenos al trabajo en horario laboral”. 

-En segundo lugar, destaca Gómez la Comunicación directa.  “La larga trayectoria que tiene que pasar un mensaje para que sea escuchado por el máximo cargo es realmente compleja en muchos trabajos. Sin embargo, en el modelo alemán los trabajadores consultan directamente con sus superiores sus propuestas, sus nuevas alternativas o las posibles sugerencias. De esta manera, la información fluye de forma directa y sin intermediarios”. En México, las relaciones son más jerárquicas, al contrario de lo que pasa en el país europeo.

– En tercer liugar, la importancia de tener una vida fuera del trabajo que se da en Alemania. Mientras que muchas empresas exigen a sus empleados que sigan atentos a su correo cuando salen de la oficina, en Alemania, “cuando las jornadas laborales han terminado, han terminado. Y es que incluso de forma legal se plantea una prohibición para recibir emails relacionados con temas de trabajo después de las 6 de la tarde”.

-La cuarta diferencia es la posibilidad de compaginar la paternidad o maternidad con el trabajo. “Es verdad que este modelo alemán es bastante complejo y en muchas ocasiones contraproducente (ya que existe un gran miedo por parte de las empresas a contratar mujeres debido a las prestaciones y al tiempo que se le puede otorgar en caso de maternidad)”, recuerdan desde el blog. Sin embargo, se pueden adherir a esta baja durante 14 meses (pudiendo ser divididos como se necesiten) con un salario del 67% de su sueldo habitual que será proporcionado por el Estado. Además, pueden solicitar una baja similar durante 3 años (aunque de forma no remunerada) cualquiera de los dos cónyuges, pudiendo reincorporarse al mundo laboral posteriormente.

Cabe recordar que en el informe anual de la OCDE, que este año se publicó en mayo, México conservaba el puesto a país menos productivo de los que forman parte de la organización, a pesar de estar entre los que más horas se trabajan. La OCDE prevé que entre más trabajo de medio tiempo resulten en menores resultados de productividad, por ejemplo en países como Alemania y Países Bajos. Lo opuesto ocurrirá en países con horas o semanas laborales promedio, como Costa Rica, Chile o México y Turquía.

Puede leer aquí el reportaje ¿Cuántas horas se necesitan en la oficina para trabajar bien?

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor